Aspectos A Tener En Cuenta A La Hora De Crear Una Página Web

by Fernando on 27/03/2017

crear página web

Las formas de presencia en Internet dependen en gran medida de las necesidades personales, así como de las capacidades que uno mismo tenga para poder construir su identidad en Internet.

En este sentido, publicar una página web no resulta complicado; basta conocer y seguir una serie de pasos, tomando en cada momento la decisión más adecuada a lo que se desea conseguir y, evidentemente, al presupuesto con el que se cuenta.

En cualquier caso, una vez que un usuario ha creado su propia web, llega el momento de hacerla accesible al resto del mundo.

Existen herramientas para acelerar la presencia y hacerlo, además, con un buen posicionamiento.

El Dominio

El primer aspecto a considerar para publicar una página personal es cómo será accesible; o, dicho de otro modo, el dominio o la dirección a través de la cual se podrá visualizar la página web.

Uso De Un Dominio Propio

Los dominios son las direcciones principales, del tipo “www.dominio.com”. Se trata de la mejor opción, no sólo porque supone una aproximación profesional, sino también porque permite tener un control total sobre la dirección del sitio web y disponer de direcciones de email como “nombre@dominio.com”.

El registro de un dominio se realiza a través de Internet. En el caso de dominios internacionales (los terminados en “.com”, “.net”, “.org” o “.biz”, entre otros muchos) se pueden utilizar, por ejemplo, proveedores como NetworkSolutions, Register, Lycos, Arsys y GoDaddy.

A la hora de contratar un dominio, lo primero que se debe tener en cuenta es si está disponible o no. Este proceso es automático y ya está incorporado en todos los procesos de contratación de dominios. De hecho, el propio registrador informará de ello y permitirá seguir con el proceso de compra sólo si el dominio solicitado está libre.

Aunque es posible registrar un dominio por un período de varios años, lo normal es hacerlo por 12 meses. Cuando su vencimiento esté cercano, será el propio registrador quien avise de ello a su propietario, dándole la opción de prorrogar su registro o, por el contrario, dejar que expire.

El coste de un dominio no debe suponer un inconveniente para tener presencia en Internet, siendo, sin duda, la mejor opción: hoy en día registrar un dominio .com tiene un coste anual desde 7 euros, mientras que un dominio “.es” puede registrarse desde 25 euros anuales. En cualquier caso, las ofertas de los ISPs (proveedores de acceso a Internet) son constantes.

En “nic.es” (Registro delegado de dominios “.es” en España) existe una exhaustiva lista de agentes registradores de confianza.

Uso De Una Subdirección

El Alojamiento Web

Para que las páginas puedan ser accesibles desde Internet, han de estar albergadas en un ordenador con una conexión permanente a la Red.

Aunque es posible albergar una página web en el ordenador de casa, esta solución, desde el punto de vista tecnológico, no siempre es sencilla, ya que puede presentar numerosos inconvenientes, tales como:

  • Disponer de una dirección IP fija.
  • Tener el ordenador siempre encendido.
  • En algunos casos disponer de un servidor web, etc…

Es por ello por lo que, en un principio, esta opción debe descartarse en el ámbito práctico de cómo acelerar la presencia en Internet.

Lo más habitual es albergar estas páginas web en un servicio de alojamiento externo, que podrá ser gratuito o no. Evidentemente, cada modelo presentará sus ventajas e inconvenientes.

Alojamiento gratuito

Este tipo de alojamiento se obtiene al contratar una conexión de acceso a Internet (por ejemplo, ADSL). La propia empresa proveedora del acceso ofrece como valor añadido, y de forma gratuita, un pequeño espacio web en sus servidores.

Si el dominio propio apunta a este espacio web, se tendrá ya una solución bastante completa de presencia en Internet. De esta forma, cuando un navegante escriba ese dominio en el navegador, éste le redirigirá automáticamente al propio espacio web.

El principal inconveniente de los espacios gratuitos es que suelen tener un tamaño reducido y, por lo tanto, no se podrán albergar muchas páginas web ni muchas fotos, vídeos, etc.

Este tipo de alojamiento suele mantener en la práctica un caudal y espacio de alojamiento limitados, y no ofrece prestaciones avanzadas como páginas dinámicas (.asp, .php) o accesos a bases de datos.

Además, suele ofrecer unas prestaciones sensiblemente inferiores a las de un alojamiento de pago. No obstante, en muchas ocasiones son más que suficientes para albergar unas decenas de páginas personales, cumpliendo su cometido cuando no se quiere o no se puede gastar dinero en el hosting.
Alojamiento de pago

En la actualidad, son muchas las empresas que ofrecen soluciones profesionales de alojamiento de proyectos web y que, por supuesto, proporcionan prestaciones más avanzadas que las gratuitas. Entre estas, cabe destacar las siguientes:

  • Mayor espacio web.
  • Ausencia total de publicidad.
  • Mayor velocidad de carga de las páginas.
  • Múltiples herramientas de control y configuración para el sitio web.
  • Un mejor soporte.
  • Atención personalizada.

El precio mensual de este tipo de alojamientos puede variar enormemente en función de las prestaciones que se demanden. Para poder comparar se puede acudir a la ya mencionada nic.es, donde existe una exhaustiva lista de agentes registradores de confianza que a su vez también ofrecen servicios de alojamiento.

Un alojamiento básico puede comenzar en 5 euros mensuales y elevarse hasta más de 600 euros al mes, según los servicios que se ofrezcan.

Las Páginas Web – Crear Página Web

Existen múltiples alternativas para crear una página web, desde subcontratar su creación, hasta que la realice el propio usuario programando directamente en cualquiera de los muchos lenguajes existentes en la actualidad.

En este sentido, hoy en día es posible disponer de sencillas páginas web mediante el uso de herramientas totalmente automatizadas. Estas herramientas se encargarán de todo lo relacionado con la tecnología para su creación, de tal manera que el usuario únicamente deberá preocuparse de los contenidos a publicar.

Así pues, si no se poseen los conocimientos necesarios para crear una, algunos alojamientos de páginas web ofrecen programas instalados en el propio servidor web cuya función es precisamente esa: crear automáticamente las páginas, con un diseño predefinido y ligeramente personalizable por parte del usuario.

Por lo tanto, las páginas se crean sin necesidad de conocer ningún lenguaje de programación. Suelen ser muy sencillas de usar y no requieren de conocimientos técnicos; sin embargo, a cambio, sus posibilidades están limitadas.

Dentro de este grupo de asistentes también se incluyen los Blogs o bitácoras. En éstos, normalmente los usuarios tampoco deben tener conocimientos de programación, pudiéndose construir siempre las páginas con herramientas específicas para ello. Están concebidos como diarios, en los que su autor o autores introducen noticias y reseñas que los navegantes pueden comentar.

Fernando Amaro

Si quieres tener acceso a los Exclusivos Entrenamientos de Roberto Cerrada, te invito a unirte a su Club Circulo de Marketing, donde podrás acceder a decenas de horas de entrenamiento, tutoriales y planes de ejecución rápida para mejorar tu negocio en internet…
ÚNETE AHORA AL CÍRCULO y comienza a disfrutar de nuevas ideas, técnicas y estrategias… ¡para apalancar los resultados de tu negocio!

Artículos Relacionados

=> Como Elegir Un Buen Nombre De Dominio
=> Encontrar Buenos Nombres De Dominio Con Wordoid.com
=> Elegir Un Buen Nombre De Dominio Para Tu Blog O Sitio Web Es Vital

{ 0 comments… add one now }

Leave a Comment

Previous post:

Next post:

Página 1 de 11